. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .

-   


  

921. Martes, 20 febrero, 2007

 
Capítulo Noningentésimo vigésimo primero: "Es tan fácil hacer sufrir a un ser que nos ama, tan fácil, que ni siquiera puede ser divertido". (Maurice Rostand, 1881-1969, escritor francés)

Existe una agrupación, que responde al nombre de "Asociación de Vegetales Animados", que sólo admite como miembros a aquellos que tienen en su nombre algún apellido relacionado con la naturaleza. Según su orgulloso fundador, el señor Verdura Peña, casi un 30% de los apellidos que aparecen en el censo podían pertenecer a tan selecto club en el que abundan los Huerta, los Monte o los Romero.

Al leer semejante noticia me he acordado de una lista que publicó hace algún tiempo una revista (creo que era el Muy Interesante), en el que se recopilaban algunos de los nombres y apellidos más curiosos que podían encontrase en España, todos ellos comprobados mediante el correspondiente Documento Nacional de Identidad.

La lista no tenía desperdicio:

Agustín Cabeza Compostizo, Alberto Comino Grande, Pascual Conejo Enamorado, Eva Fina Segura, Margarita Flores del Campo, Isolina Gato Sardina, José Luis Lamata Feliz, Amparo Loro Raro, Miguel Marco Gol, Ana Mier de Cilla, Rosa Pechoabierto y del Cacho, Antonio Bragueta Suelta, Evaristo Piernabierta Zas, Presentación de Piernas, Román Calavera Calva, José de la Polla, Ramona Ponte Alegre, Ana Pulpito Salido, Jesús Están Camino, Emiliano Salido del Pozo, José Sin Mayordomo, Pedro Trabajo Cumplido, Abundio Verdugo de Dios, Miren Amiano, Francisco José Folla Doblado, Fernando Coco Cuadrado...

Y la crueldad de algunos padres no tener límites.