. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .

-   


  

2629. Viernes, 27 marzo, 2015

 
Capítulo Dosmilésimo sexcentésimo vigésimo noveno: " La mayoría de la gente persigue el placer con tantas ansias que cuando lo alcanzan no lo disfrutan". (Karl Lagerfeld, 1933; diseñador alemán).

Me he dado cuenta de una cosa: el invierno se ha acabado y hemos entrado en primavera. Llamadme observador si queréis, pero es así. Y la primavera trae consigo muchas cosas, la primera y principal es un mejor clima; el tiempo mejora... salvo en semanasanta, que se ve que al que maneja el termostato del cielo no le gusta que saquen a pasear las figuritas de los santos y siempre putea a los pobres penitentes con lluvia. Que pienso yo, eso es de tener mala leche colega, que no te cuesta nada, espérate una semana y dejar disfrutar a esa gente de sus movidas.

Allá ellos y sus motivos pero un servidor, haga el tiempo que haga, se marcha de vacaciones hasta el 7 de abril desde este mismo viernes... que me he quedado pensando ¿y por qué será viernesdedolores si a la mayoría lo que nos produce es lo contrario?

Hasta entonces pues.